Alemania llegó a Catar con la intención de dejar atrás el fracaso de Rusia 2018, sin embargo, cayó por segunda ocasión consecutiva en la Copa del Mundo ante un conjunto asiático, Japón nunca se dio por vencido a pesar de ir por debajo y logró una victoria histórica, la primera ante la ‘Mannschaft’ en el torneo.

Una sorpresa más en el Mundial, Alemania era favorito ante los ‘Samuráis Azules’, pero no hizo válidos los pronósticos y no pudo recuperarse del traspié de hace cuatro años, Japón avisó sobre sus intenciones a los siete minutos con un gol anulado a Deizen Maeda a quien la ansiedad por marcar le pasó una mala jugada.

El conjunto alemán reaccionó y comenzó a controlar el partido, de a poco se plantó en campo japonés y tras media hora de lucha constante entre ambos se puso por delante en el marcador luego de un penal convertido por Ilkay Gündogan que parecía darle rumbo al encuentro, pero los asiáticos cambiaron en la segunda mitad, se sacudieron el dominio, empataron y le dieron vuelta al marcador en ocho minutos.

Los cambios de Hajime Moriyasu surtieron efecto y Japón de un momento a otro se volcó en busca de igualar el encuentro, logró su cometido a los 75 minutos con un tanto de Ritsu Doan y dejó fría a Alemania que no pudo responder, de hecho, los ‘Nipones’ tomaron la batuta y fueron por el triunfo.

Takuma Asano fue el héroe del conjunto japones, el delantero del Bochum de la Bundesliga entró al área por la banda derecha y llegó hasta las narices de Manuel Neuer para disparar con potencia a la parte alta de la portería dejando completamente desconcertados a los alemanes que necesitarán vencer a España para no despedirse antes de tiempo de la Copa del Mundo.