Boca Juniors se llevó una agónica derrota por 5-6 en la tanda de penaltis ante Corinthians, tras finalizar 0-0, nuevamente, en Buenos Aires, durante la vuelta de los octavos de final de la Copa Libertadores.

Fueron necesarias dos rondas de penales para romper la equivalencia de fuerzas entre ambos equipos, en esta serie donde brillaron los porteros.

El juego brusco del equipo brasileño le valió un penalti en contra durante el comienzo del partido, que el colegiado concedió junto a una cartulina amarilla para el defensor, Raúl Gustavo, tras un breve chequeo en el VAR.

El delantero de Boca, Darío Benedetto falló un tanto seguro luego de fusilar el poste izquierdo de la portería rival en el minuto 30.

El tiempo complementario y los disparos de larga distancia no alcanzaron para eliminar la igualdad, por lo que debió resolverse por tanda de penaltis.

Finalmente, se impuso el Corinthians que pasó a cuartos de final y deberá enfrentarse al vencedor de la llave entre el Deportivo Tolima y Flamengo.

Bendetto, exjugador de Tijuana y América, también falló en la tanda de penales al poner en órbita el quinto cobro de su equipo, el que le hubiera dado el triunfo. Antes del 'Pipa' erró Sebastián Villa y después, Juan Ramírez.